lunes, 9 de noviembre de 2015

¿Y por qué no comer rico?




lunes guacamole.jpg


Los temas sobre comida son algo que a la mayoría de las personas que navegan en la red le llaman la atención. Algunos los buscan porque son grandes comedores, otros porque quieren alimentarse bien  y los hay quienes los buscan porque los relacionan con la medicina alternativa; y pues, quieren curarse comiendo.
Pero haciendo a un lado lo anterior quiero decirles que comer es algo que todos hacemos, que a pesar de que en muchos países no se mira como algo importante dado  a la suficiencia alimentaria, sí es muy importante y que a manera que la población crezca será más importante.
Pero saliendome del aspecto fatalista de que la comida pueda no alcanzar, ahora quiero comentar algo que ya en alguna otra parte lo he hecho y que quiero reafirmarlo ejemplificando e ilustrando todo.
Hablaré de una persona de sesenta y cinco años que tuvo su última visita a un médico, con un oculista, hace diez años; o sea, que se podría decir que está sano. Aunque ahora son tiempos donde los médicos controlan la salud y para ellos todos estamos en un grado de enfermedad. Pues nuestro personaje tiene la agilidad y condición física para jugar dos partidos de fútbol a la semana en canchas reglamentarias y los domingo camina por placer más de ocho kilómetros. También los demás días camina entre tres y seis kilómetros diarios. Mentalmente puede bien contestar problemas que requieran matemáticas, hacer programas de computadora y dedica parte del tiempo al arte, la escritura y la lectura variada. Nunca necesita dormir más de seis horas porque duerme muy bien las seis.
Pero lo mejor es que come de todo, bueno casi de todo, evita la comida chatarra aunque en ocasiones, pocas, llegan a comer algo.
Pues bien les mostraré por día lo que come en la comida principal, ya en otra ocasión quizás hable de las otras dos y demás asuntos relacionados. No come entre comidas, es algo que detesta. Les comento que las fotos fueron tomadas justo unos minutos antes de comer las viandas. Y advierto que no son recetas de cocina así que no intenten pedirlas. (las recetas)
Empezamos:
Lunes:
La comida aquí se acostumbra básicamente como en las luchas a tres entradas, sopa u otro tipo de plato ligero, el alimento fuerte y el postre. Este lunes iniciamos con una sopa de col con tocino caliente. Se acostumbra en las comidas el limón fresco como condimento extra al gusto.


lunes sopa.jpg
El plato fuerte de este día fue un asado de res con papas, acompañado con tiras de jícama y guacamole.
lunes.jpg


La comida se prepara al día es condimentada a la usanza mexicana, pero la ración del plato fuerte es pequeña, acompañada de verduras o frutas.
El postre es parte esencial de la comida así que no debe faltar, este día comimos un exquisito flan napolitano.


lunes postre.jpg

Martes:
El martes es como día de ayuno, sólo algunas frutas, quizá un pedazo de queso y agua pura.


.IMG_2641.JPG


Miércoles:
Este miércoles iniciamos con trozos de sandía, sin ningún aderezo, cruda.
miercoles entrada.jpg
Trozos de sandía.


Después se presentó el plato principal acompañado de una ensalada de lechuga con jícama bañado en aderezo de mostaza. El principal en esta ocasión fue pollo con cebollines. Como pueden notar en la foto sólo es un muslo acompañado de las cebollas, zanahorias, frijoles y chiles jalapeños en rajas sin las venas. En raciones moderadas.
miercoles ensalada.jpg
Se muestra la foto de otro plato, para indicar que no todas las semanas se prepara igual, la variedad es importante para que comer sea placentero y divertido. El otro platillo es también de pollo a la naranja acompañado de arroz, ensalada y entrada de fruta.


miercoles2.jpg


miercoles.jpg


Jueves:
Este jueves nos toco la tradicional cecina guerrerense, acompañada de una ensalada de lechuga, nopales y rajas de chile con cebollas crudas. Algo de queso, el lácteo es costumbre que esté en la mesa, se come poco quizás un pequeño corte como el mostrado en el plato de la foto. Las tortillas y las salsas picosa siempre presentes pero se comen moderadamente dos o tres tortillas. La bebida acostumbrada es el agua clara, con pocas excepciones en días de festejo algo de vino. A veces agua fresca, raro.

jueves.jpg


Viernes:
El viernes iniciamos con cóctel de frutas y de plato fuerte volvemos al pollo ahora siempre son pechugas, media nada más en este caso rellena con queso y empanizada. Acompañada de ensalada de pepinos y ejotes hervidos con jitomate y cebolla. También acostumbramos la presencia del aguacate, sólo como un cuarterón pero esto se hace como vitaminas para los ojos, no cuenta como comida pero es sabroso mejor que las cápsulas que receto el oculista..
viernes entrada.jpg
viernes.jpg


Sábado:
El sábado también es mesurado este día se come un sándwich como el de la foto con pan integral de linaza y en su interior ensalada de atún. (Se acostumbraba el pan de centeno pero ya no se consigue donde lo comprabamos ahora es blanco coloreado.) Como se hacen sólo dos comidas este día se acompaña con café y pan integral con mermelada de postre.
sábado2.jpg



Domingo:
El domingo básicamente es una comida y dos tentempiés, es fuera de casa y en esta ocasión fue un enguajado de puerco con café de la olla y tortillas salidas del comal, frijoles de la olla. Desde luego el domingo el mezcal siempre presente.
domingo.jpg


Pues una vez terminado y mostrando que puede ser variado, rico, nutritivo, también es económico. Eso sí, la ñora le mete mucho tesón, aunque no es precisamente lo que más le place hacer; pero el amor construye grandes cosas.

Que quede aquí en la red como sugerencia alimentaria para una verdadera cruzada contra el hambre. Compártanlo a Desarrollo Social como sugerencia. Probablemente en otro reportaje mencionemos sus contenidos nutricionales al estilo de Purina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario