viernes, 30 de diciembre de 2011

Sobre protocolos, parte 1.



Me cayó un libro centenario, “Los protocolos de los sabios de sión”, me lo prestó un amigo que quiere me asocié al ku kus klan. En algunos lugares del mundo, hasta decir el nombre del libro parece ser que está prohibido, aquí en México, todo está prohibido, pero por lo mismo nada se respeta. Así que lo estoy leyendo, cómo ya leí un resumen y todos los prólogos, que de mala leche te queman el libro, pues hablaré algo de lo que he leído y además de algunas cosas que me puse ha investigar con respecto al tema.
Resulta ser que está prohibido en donde lo está, porque dicen que fue causal del exterminio que dice la historia sucedió en Alemania de personas Judías. Lo anterior porque se acusaba o sospechaba que la autoría de los protocolos correspondían a ellos; o sea, los Judíos, quienes lo negaron siempre. Antes quiero decirles que el susodicho librito se escribió hace más de cien años, en una época en donde la, ignorancia, la religión y la avaricia caminaban agarradas de la mano; ahora parece ser que las cosas siguen igual.
La parte esencial de estos protocolos es aquella que habla del dominio del mundo por medio del control del dinero. O sea que a quienes confabulaban no les importaba los territorios si no que el control económico y a través de eso lo tendrían todo, pondrían gobernantes a modo, obligarían a los países controlados hacerle la guerra a quienes no les conviniera, etc.
La parte racista está en que en que en ésa época se relacionaba a los judíos con los comunistas; incluso se decía que los bolcheviques que derrocaron a los zares eran judíos, y ambos eran detestados por los católicos. De ahí que se sospeche que dichos protocolos influyeron en Hitler, aconsejado por el papa,  para darles cayo a los judíos, eso solamente ellos lo saben; y casualmente ya murieron, igual que todos los judíos a quienes dicen masacraron en ese entonces.
La parte esencial en la que se sustenta el libro, es en la negación de la igualdad, término que se maneja a discreción según convenga a quien lo hace.
Hace cien años fue cuando el movimiento socialista iniciaba en el mundo, visto mal por los cultos de la época ya que aún aceptaban aquella famosa idea del destino manifiesto, o sea que las personas que tenían que gobernar o que ya gobernaban habían sido indicadas por dios y a quienes no había designado deberían obedecer sin pero. 
Así fue que el socialismo nació asesinado, o sea nunca nació porque siempre estuvo en la incubadora.
Ahora si me dirigiré al asunto interesante, quitándole todo lo místico, mítico, fantasioso y racista.
Sin importar quienes lo redactaron la realidad es que quienes lo hicieron tenían un profundo conocimiento del comportamiento humano, social y sicológico, Además de un profundo conocimiento de los funcionamientos de las democracias actuales (caramba, describe, como noticia del momento, las cuestiones electorales de México sin decir que es México). Quien lo lea en estos días y no sepa de donde salió dirá que fue escrito hace veinte años y que  fueron los banqueros quienes lo hicieron. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario